II Encuentro Clubes de Lectura

II Encuentro de Clubes de Lectura. Mazarrón 2017

"Para viajar lejos, no hay mejor nave que un libro" Emily Dickinson

martes, 29 de noviembre de 2011


Sawyer leyendo "La invención de Morel"

Un Lost de los cuarenta 

   En el capitulo cuatro de la cuarta temporada de la serie Lost encontramos a Sawyer, uno de los protagonistas leyendo el libro "La invención de Morel", de Adolfo Bioy Casares. Lost fue una serie de televisión estadounidense que emitió American Broadcasting Company (ABC) entre 2004 y 2010, hasta completar un total de seis temporadas. La serie se convirtió en una de las series de mayor impacto mediático y social de los últimos años debido en parte a su presencia en los medios de comunicación de masas, es el ejemplo perfecto de cómo el fenómeno "fan" puede llegar a imponerse a las pérdidas de audiencia. Narra las vivencias de un grupo de personas en una isla tras sobrevivir a un accidente aéreo.
  La historia de un fugitivo que se esconde en una isla desierta del Pacífico Sur es la trama de La invención de Morel, novela escrita en 1940. Se trata probablemente de su obra más famosa, constituyendo un ejemplo clásico de la ciencia ficción en idioma español. En el prólogo de la obra, Jorge Luis Borges expresa sobre su trama que no le parece "una imprecisión o una hipérbole calificarla de perfecta".
   Un fugitivo, condenado a cadena perpetua, arriba a una isla desierta en algún lugar del Pacífico Sur. Mientras está en la isla, llega un grupo de turistas de los cuales empieza a desconfiar cuando se enamora de una mujer del grupo a la que intenta incesantemente declararle su amor. Pero un fenómeno inexplicable se lo impide.
   El fugitivo escribe un diario sobre su vida en la isla en la que se esconde a partir de la llegada de unos turistas. Aunque la presencia de estos individuos le resulta algo milagrosa, teme que en realidad si ellos lo descubren lo entreguen a las autoridades.
   Entre los turistas hay una mujer que contempla los atardeceres cerca de las rocas del oeste. El fugitivo la observa siempre y, mientras lo hace, se enamora de ella. Aparece luego un hombre de barba, vestido con atuendo de tenista, que la visita de vez en cuando, y advierte al escuchar sus conversaciones en francés, que él se llama Morel, su nombre es un homenaje al personaje análogo de La isla del doctor Moreau de H. G. Wells, y ella Faustine.

No hay comentarios:

Publicar un comentario